¿Y tú qué pides?

Queridos Reyes Magos, este año me he portado muy bien así que he decidido hacer una carta bastante ambiciosa.

Aquí va mi carta:


– Amor para todos
– Humildad para reconocer mis errores, aprender de ellos y saber pedir perdón
– Paciencia para saber esperar que nazcan los frutos de las raíces que planto
– Sentido del humor para sonreír cada día y saber jugar a la vida
– Voluntad para conseguir todo aquello que me proponga
– Sensibilidad y humanidad para empatizar con otras personas
– Persistencia para continuar en mi camino sin concebir la rendición
– Compasión para comprender el sufrimiento de otros y así emprender acciones que lo disminuyan
– Creencias potenciadoras que me ayuden a conseguir mis objetivos
– Valores que vibren con mi ser
– Pensamientos positivos para generar emociones y acciones positivas en mí y en los demás
– Cooperación entre todos creando sinergias, juntos sumamos
– Bondad nacida del alma
– Sueños que haga realidad
– Respeto entre hombres y mujeres, entre diferentes culturas, clases económicas, sociales, políticas, etc.
– Comunicación para entendernos entre todos y llegar a acuerdos que nos ayuden a convivir en el mismo planeta
– Coherencia y sentido común

¡Os espero esta noche con los brazos bien abiertos!


¡Muchísimas gracias!

10915237_10155028654795302_6213880220412304791_n

María Gilabert Hernando

2 comentarios sobre “¿Y tú qué pides?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *