Todos los días pasan cosas buenas

Esta mañana, camino al trabajo, me he cruzado con dos niñas de unos 4 años que iban hacia el colegio, una de ellas lloraba y la otra le secaba las lágrimas mientras le abrazaba y le decía: ¡No te preocupes, todo irá bien! 🙂

¡Qué tierno observar como desde bien pequeñitos aprendemos a apoyarnos los unos a los otros! Aunque no todos los días sean buenos, todos los días sí que pasan cosas buenas así que…

¡Mantén los ojos bien abiertos y disfruta! 🙂

María Gilabert Hernando

¡Bienvenido a Psicología Feliz!

PODCAST BIENVENIDO A PSICOLOGIA FELIZ:

¡Descúbrete! ¡Construye tu identidad! ¡Crece, mejora y disfruta cada día!

 

Aunque a veces tengas la sensación de que todo es cíclico, de que todo es igual, o la sensación de que a la que avanzas, retrocedes… ten claro que hoy es un día nuevo, hoy tienes una oportunidad para vivir como quieras, hoy no es ayer ni es mañana. Hoy es AHORA.

Se acabó el llenar el vacío con obsesiones, con ruido, con gente, con mil estímulos diferentes… Se acabó el sentir la necesidad constante de aprobación, la necesidad constante de sentirte querido/a, de sentir que siempre hay alguien a tu alrededor, de comprobar constantemente que no te van a abandonar, de sentir que existes… Se acabó seguir los patrones calcados que te han enseñado, se acabó imitar los hábitos que has adquirido desde niño/a, el repetir inconscientemente lo que siempre has vivido y sentido, se acabó el imitar lo que hacía papá, lo que hacía mamá o lo que hacía “el vecino”… tú no eres ellos, eres TU. No eres copia de nadie y es lo que quiero ayudarte a descubrir, poco a poco, A TI.

No hay culpables, no importa si te rodeas de ese “ruido” porque tus padres eran muy estrictos, porque te sobreprotegían, porque sufriste abusos de pequeño/a, porque no te pusieron límites, porque creciste sin padre o madre, porque tus profesores no te comprendían, porque tus compañeros del colegio se burlaban de ti, porque no tenías dinero… ¡No importa! Ahora ya no eres ese niño/a, ahora eres adulto y eres TÚ quien decide. Tú tienes las riendas de tu vida y puedes decidir hacia dónde dirigirla, tienes el timón de tu barco y puedes liderarlo, tienes ELECCIÓN. Di adiós a la culpa y da la bienvenida a la RESPONSABILIDAD. ¡No te preocupes, OCUPATE! ¡No importa tu pasado, ahora tienes la responsabilidad de crear tu presente, aprovecha esta oportunidad! Toma tus elecciones, decide qué quieres hacer con tu vida, hacia dónde quieres ir, cómo quieres actuar… decide qué aprendizajes te quedas y cuáles quieres desaprender de todo lo vivido y de todo lo que te ha aportado y te sigue aportando la vida. Descubre quién eres y, después, descubre quién quieres ser para poder caminar en la dirección elegida. Y debes saber que, elijas lo que elijas, siempre habrá gente a la que le encantará tu elección y gente que no te apoye o que te critique, pero elijas lo que elijas… camina en esa dirección, en la de TU elección, y si ves que te equivocas, perdónate, eres humano, aprende, rectifica y vuelve a elegir lo que consideres mejor.

Poco a poco, a medida que vayas descubriéndote, irás tenido la posibilidad de vivir momentos de “estar” y de no necesitar ansiosamente que nadie te quiera ni te apruebe, sólo SER, ESTAR y DISFRUTAR de lo que tengas en frente, sin analizar, sin juzgar, sólo amando a quién tengas delante y apreciando todo lo que tengas oportunidad de vivir en cada momento, en cada instante, sea cual sea la situación.

¡El universo quiere hacerte feliz, nadie tiene la culpa si ahora no eres feliz… sólo tú tienes la responsabilidad, no te autodestruyas…!

Cuando el miedo se apodere de ti, supéralo, ¡supérate! No importa si antes no lo has conseguido, cada día tu única misión es… ¡ser la mejor versión de ti mismo! No lo dudes, lánzate, hoy y ahora es tu momento. Deja el pasado atrás y permite al futuro que llegue por sí sólo, no lo anticipes ¡vive HOY, vive AHORA!

¡Existe una vida mejor y… tú también puedes tenerla!

¡Encuéntrate! 🙂

María Gilabert Hernando

Facebook