¡El niño que hay en ti!

Párate un momento y piensa en canciones para niños y en canciones para adultos…

¿Qué nos ha pasado? ¿Dónde ha ido ese niño que todos tenemos? ¿Por qué le hemos dejado escapar? ¿Sabes qué? ¡Tú puedes recuperarlo cuando quieras porque está ahí, está en ti! Sólo tienes que recordar al niño que llevas dentro y decidir cuándo sacarlo (no todos los momentos son idóneos pero muchos sí)!

Escuchad, a través de las siguientes canciones, algunos de los mensajes que recibíamos, sentíamos y creíamos cuando éramos niños…

El libro de la Selva. “Busca lo más vital” 

“Busca lo mas vital, no más
lo que es necesidad, no más
y olvídate de la preocupación
Tan sólo lo muy esencial
para vivir sin batallar
y la naturaleza te lo da”

El Rey León, “Hakuna Matata” 

“¡Hakuna matata, vive y deja vivir!

¡Hakuna matata, vive y sé feliz!

¡Ningún problema debe hacerte sufrir!”

Aladdin, “Un mundo Ideal” 

“Yo te quiero enseñar

un fantástico mundo

ven Princesa y deja a tu corazón soñar…

Yo te puedo mostrar

cosas maravillosas

ven princesa y déjate llevar a un mundo ideal…”

 Imagen

Sin embargo, analizad qué escuchamos y qué sentimos muchos de nosotros cuando somos adultos…

Cali el Dandee, “Te necesito” 

“Necesito que me digas lo que va a pasar

y si te vas a ir

yo me voy a morir

¡Te necesito como el aire para respirar!”

Hemos pasado de buscar lo más vital, lo esencial, sin preocupaciones, viviendo felices, dejando vivir a los demás, queriendo enseñar y mostrar, a la vez que nos muestren, un fantástico mundo en el que soñar y vivir… a “necesitar como el aire para respirar” un sinfín de cosas. A medida que vamos creciendo cada vez creemos necesitar más y más cosas. Creemos necesitar personas, necesitar bienes materiales, necesitar reconocimientos, necesitar divisiones territoriales, creemos necesitar tantas y tantas cosas para vivir… ¡que nos olvidamos de la verdad! Olvidas que para vivir realmente necesitas a alguien a quién has olvidado completamente al despistarte con tanto “ruido”… ¡TE NECESITAS A TI!

María Gilabert Hernando

Imagen

¡VUELVE A SACAR A ESE NIÑO QUE HAY EN TI!

¡ESTÁ EN TI TODO LO QUE NECESITAS, ENCUÉNTRALO!